001.jpg 

Por Juan C Infante R

    La familia desde sus principios ha funcionado como un sistema integrado, en el cual, cada  uno de sus integrantes cumple con sus roles, funciones y responsabilidades, por tal motivo esta lección tiene como fin presentar los conceptos básicos de los sistemas familiares  y matrimoniales claves para la consejería a familiar.

     La teoría de los sistemas aplicada los procesos de consejería pastoral y familiar permite una nueva concepción  de los problemas, del  comportamiento y de las relaciones dentro del núcleo familiar, Sánchez lo explica de la siguiente manera: “la conducta de un miembro de la familia afecta o está relacionada con el número de miembros de la familia”[1]

     Los principios básicos de la teoría de sistema en la terapia familiar son los siguientes:

a.    Todo sistema familiar es una unidad con unas reglas propias, donde sus integrantes se organizan y a su vez son independientes.

b.    La estructura sistémica de la familia está formada por subsistemas, generando la existencia de jerarquías con obligaciones y responsabilidades.

c.    La familia se ve como un sistema de retroalimentación.

d.    Los sistemas familiares mantiene la estabilidad a través del mecanismo de homeostasis.[2]

     El rabino Friedman afirma que la contribución de la revolución sistemática a la terapia familiar se caracteriza por estos aspectos:

a.      Se conecta en el proceso emocional antes que el contenido sintomático.

b.      Ve los efectos como parte integrante de la organización antes que como parte formal de causa-efecto.

c.      Predice la manera en que cada parte probablemente funcione, no tanto por su naturaleza, sino por su posición dentro del sistema.[3]

 

1.      Conceptos básicos de la teoría sistémica de la familia

 

     Los cuatro conceptos básicos que se interrelacionan en el modelo sistémico son: el paciente identificado, la homeostasis, la  familia extendida y los triángulos emocionales,  el  paciente identificado, apunta al miembro de la familia con un síntoma obvio , donde el estrés o patología familiar es evidente , por ejemplo, en  un niño de edad escolar puede reflejarse en el fracaso escolar, como también en depresiones ,problemas físicos y comportamientos agitados, “El propósito de usar la frase paciente identificado es evitar el aislamiento del miembro “problematizado” del sistema relacional general de la familia.”[4]

     Una de las situaciones negativas del paciente identificado es la colocación de etiquetas o chivo expiatorio, muy común en las familias, como también la desviación del problema familiar.

     El concepto de homeostasis explica la razón por la cual un sistema de relaciones familiares se haya perturbado, el fisiólogo Walter Cannon (1871-1995), introdujo el concepto de homeostasis al definirlo así”: … consideraba al ser viviente como un agente de tal naturaleza que reacciona ante cualquier influencia que lo perturbe, y actúa tratando de neutralizar o reparar esa perturbación.”[5]

     La familia como sistema vivo, intercambia información, energía, tensiones y retos con el mundo exterior, estas fluctuaciones de origen endógeno o exógeno, suelen ser seguidos por una respuesta de estabilización para devolver al sistema un estado de constancia, conservación o equilibrio.

    La familia extendida es otro de los conceptos de la sistémica familiar, esto se refiere a al familia de origen sea padres, hermanos, abuelos, tíos, primos entre otros. La teoría considera importante toda la red parental.

 

Las familias son identificadas por los subsistemas. En la unión conjunta de los miembros para desarrollar ciertas funciones, cada individuo, o dos o más forman un subsistema; estos son determinados por generaciones (Parental, fraterno, familia extensa)[6]

 

 

    La familia extendida puede ser analizada por los genogramas o árboles genealógicos, los cuales son árboles de conocimiento y de vida, estos tiene como fin descubrir la estructura familiar de tres generaciones, quien está en el centro, los que están en la periferia, lo límites y coaliciones, los territorios y las jerarquías. Friedman plantea: “...la observación de la trasmisión familiar a través de generaciones también puede ser útil para hacer predicciones…”[7]

   

    El último de los conceptos básicos de la sistémica familiar son los triángulos emocionales, estos se forman con tres personas o asuntos, por ejemplo, el esposo estaba en un triangulo con su madre en referencia al nombre para su primer hijo; la ley que sustenta los triángulos propone que cuando dos partes de un sistema se incomodan entre si, se triangula o se enfocan a una tercera persona  con el objeto de estabilizar sus situación.

    Las siete leyes de un triangulo emocional, se resumen a continuación:

 

a.    la relación entre dos miembros de un triangulo emocional se mantiene equilibrada por la manera en que un tercero se relaciona con ellos y el tópico a tratar.

b.    Al tercer elemento de un triangulo emocional le resulta imposible cambiar directamente la relación entre las otras dos partes.

c.    Los intentos de cambiar la relación de las otras dos partes de un triángulo suele ser ineficaz y enfrentan fuerzas homeostáticas opuestas.

d.    Quien intenta cambiar la relación entre los otros dos, por lo general termina cargando con el estrés de ambos.

e.    Los diversos triángulos de un sistema emocional están interconectados, y los esfuerzos por cambiar uno de ellos se ven resistidos por las fuerzas homeostáticas de los demás triángulos de sistema.

f.     En las familias el conflicto se distribuye en los diferentes triángulos del sistema, en los sistemas de relación no tan sanos, el conflicto se concentra en un solo sector y se resiste al cambio.

g.    Solo podemos cambiar una relación a la que pertenecemos, manteniendo una presencia no ansiosa en el triangulo, manteniendo una relación bien definida  con cada parte y no asumiendo responsabilidades por la relación de los otros.[8]

    

    Unos de los problemas que plantean los sistemas familiares en el área comunicacional, está en los secretos familiares, estos actúan como obstáculos en las vías de comunicación. Los sistemas de comunicación de muchas familias están infectados de secretos.

 

Los temas favoritos son las aventuras ,la ilegitimidad ,la fuga de amantes ,la enfermedades terminales, el aborto, la adopción , la reclusión (criminal o psiquiatrita),los matrimonios anteriores ,la oveja negra…(“los esqueletos en el armario”)… sobre el que un miembro de a familia le dice al otro : “ pero no se lo digas a papá..”[9]

 

    Los secretos dividen a las familias, distorsiona las percepciones, crean y consolida los triángulos emocionales. Los secretos de familia están en contra de la salud y el cambio; el secreto es más significativo en su consecuencia y existencia cuando:

a.    Parcialidad y división en una familia.

b.    Aislamiento y compañerismo falso y unión superficial.

c.    Confusión o engaño por a información recibida.

d.    Procesos patológicos no relacionados con el secreto sino por la ansiedad para con una  tercera persona o consigo mismo.

 

     

 

 CURSO GRATUITO DE COACHING Y FAMILIA,MUY FÁCIL PARA PARTICIPAR, DIRIGETE AL ENLACE  AL FINAL DE LA PÁGINA

COLOCA EL CÓDIGO  DE ACCESO EYHM-OZFO HE INICIA TU FORMACIÓN.

 

 

 

 

[1] Sánchez, D. Terapia familiar :modelos y técnicas, p. 40

[2] Ibid,p.41-42

[3]  Friedman,p.34

[4] Ibid, p.7

[5] Aragón, J. Psicología, p.170

[6] Sánchez, D. Terapia familiar :Modelos y técnicas ,p.91

[7] Friedman E, p.53

[8] Maldonado, J. La familia como sistema, s/p

[9] Friedman, p.78

 

Regresar al inicio